25/3/04

Más Vale Pájaro en Mano...

El refranero popular dice que Más vale pájaro en mano que ciento volando, pero esto ha ido variando en el tiempo sin perder la veracidad que oculta nuestro refranero, hasta hacerse medio popular la frase de Más vale pájaro en mano que pollo en fotografía. Lo mismo pasa, por ejemplo con Cría cuervos y... tendrás muchos.

Libros dónde se nos explicaba el origen de estos refranes, modismos, dichos y frases hechas se han publicado con variaciones según el criterio del autor, ¡cómo no! Pero todos beben de una fuente el Tesoro de la Lengua de Sebastián Covarrubias o el Vocabulario de Refranes y Frases Proverbiales de Gonzalo Correas.

Como curiosidad pongo unos ejemplos:
    - Poner los puntos sobre las íes: Todo el mundo sabe que esta expresión significa poner claras las cosas hasta en sus más mínimos detalles. Su historia viene del siglo XVI, los copistas decidieron poner puntos en las íes para que no se confundieran con la u cuando dos íes se escribían juntas, el uso se extendió hasta nuestra i sencilla.

    - Culo de mal asiento: Expresión acuñada a los inconstantes. Se alude con ella no al trasero de las personas, sino al culo de las vasijas, que cuando no es plano hace que éstas bailen.

    - En martes, ni te cases ni te embarques: Unos dicen que se debe a que como Marte era el dios de las batallas y ese es el planeta que domina ese día, pues podía ser signo de conflictividad en tu matrimonio. Para otros, tiene su origen en el día de la pérdida de una batalla entre moros y aragoneses.


¿Pero qué pasa en nuestros días? Ahora las cosas han cambiado, no hay que acudir a los textos literarios o a la historia para acuñar estos dichos, sino al coloquialismo más próximo y cercano, a los medios de comunicación que se explayan en crear todo su imaginario, mediante personajes, marcas publicitarias, programas de televisión y guionistas avispados, a Internet?...

Algunos ejemplos:
    - Tienes menos detalles que el salpicadero de un Panda
    - Eres tan guay que te voy a pedir pa Reyes
    - Tienes menos sangre que los tobillos de un canario
    - Estas más perdío que un pedo en un yacuzzi (o la versión más novedosa) Estás más perdío que Ana Palacios en rueda de prensa.


La lengua evoluciona tanto como la información, ¿se convertirán en clásicas estas frases?

FUENTE:
IRIBAREN, José María. El porqué de los dichos. Madrid, Suma de Letras. 2002.

No hay comentarios: